martes, 23 de junio de 2015

8 EL SISTEMA NERVIOSO DE ALGUNOS DEUTEROSTOMOS

8.1 Equinodermos

El plano corporal radial secundario de los equinodermos ha impactado fuertemente sus sistemas nerviosos, los cuales han perdido el patrón básico de los protostomos y deuterostomos. El sistema nervioso es descentralizado, lo que implica que no hay un ganglio cerebral principal cerca de la boca, esto a su vez explica la gran capacidad de regeneración que poseen estos animales. Al igual que con las medusas, el sistema nervioso se extiende como una red radial, pero esta red se divide en tres niveles: la red ectoneural “sensorial”, la red hiponeural “motora” y la red entoneural “mixta”. Los tres sistemas se encuentran interconectados por comisuras provenientes de la red ectoneural y entoneural. En la mayoría de los equinodermos la red dominante es la ectoneural. La red ectoneural se compone por un anillo neural principal que rodea el epitelio bucal y se proyecta hacia el esófago. Desde el anillo se proyectan varios nervios radiales que transcurren longitudinalmente en los radios del animal. Las otras dos redes tienen una distribución semejante, generando radios nerviosos en paralelo a la red ectoneural.

El sistema nervioso de cinco radios de los herizos puede verse con claridad en el modelo anterior coloreado de negro que recorren el cuerpo en paralelo con el sistema vascular de ampullas. En las estrellas de mar los esquemas visualizan el sistema nervioso de cinco radios de forma más simplificada.


8.2 Tunicados y cefalocordados

Con la inversión de la boca y el ano también sobrevino una inversión en el plano del nervio longitudinal principal, que pasa de ser ventral a ser dorsal. El ganglio principal continúa estando ubicado en la región anterior del cuerpo. En los tunicados este ganglio es más pequeño y se cuenta a una médula dorsal que se proyecta longitudinalmente en las crías, los adultos pierden la médula y en su lugar generan varios nervios que se proyectan de forma independiente a años músculos de la faringe.

En los cefalocordados se mantiene el plan corporal básico, siendo este el plan corporal de los vertebrados, un ganglio cerebral anterior da lugar a una médula ventral longitudinal que da origen a nervios periféricos de forma perpendicular y que forman arcos en cada miomero corporal.

Los cefalocordados presentan un cordón nervioso centralizado en el dorso, donde es soportado por un notocordio. A partir de ese nervio principal emergen los nervios periféricos que invernan cada miotomo o segmento muscular como si se tratara de un anillo. Este patrón es el estándar básico del sistema nervioso de los vertebrados.

Referencias generales: (Bear et al., 2006, 2007; Belk & Maier, 2013; Blumenfeld, 2011; Brusca et al., 2003; Cleveland et al., 2013; Goodenough & McGuire, 2012; Hoefnagels, 2015; Kandel et al., 2000; Kardong, 2011; Karp, 2013; Mason et al., 2014; Moore, 2006; Rhoades & Bell, 2013; Sadava et al., 2014; Shepherd, 1994; Simon et al., 2013; Solomon et al., 2008; Starr et al., 2013; Stern et al., 2008; Wayne, 2009)

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Los que nos ven